¿Abuelos enterrando a sus nietos? Sí.

¿Abuelos enterrando a sus nietos? Sí.

  • A
  • A
  • A
1093

¿Abuelos enterrando a sus nietos? Sí.

Aunque sólo son proyecciones, en Puerto Rico la obesidad alcanzará en el 2014, osea, el próximo año casi el 70% de la población. Esto es casi 3 millones de habitantes.

Recuerdo cuando yo pequeña sólo se hablaba de condiciones crónicas como la diabetes, alta presión, colesterol alto, infartos cuando se pasaba de los 65 años. Y, el cáncer… qué era eso? Hoy día las comidas enlatadas, enriquecidas, comida chatarra y la falta de consumo de frutas, vegetales, agua y ensaladas son autores principales de los daños oxidativos (enmohecimiento) en nuestras células. Sin mencionar la falta de ejercicios, sobre todo en nuestros niños. Esto ha causado que estas condiciones no sean exclusivas de la "Edad Dorada", sino sea el “BOOM” de la niñez. Vemos niños diabéticos, colesterol alto incluso infartando por la obesidad. Nada saludable. Ahora bien, ¿Cómo afecta la obesidad a quien nos da vida?, El Sistema Neurológico. DE ESTO NO SE HABLA PERO SI SE SUFRE.

El Sistema Neurológico es nuestro Cable Eléctrico que su generador, El Cerebro, utiliza para comunicar y hacer funcionar todos nuestros órganos. La Columna Vertebral es quien le da protección. Si por algún estrés físico (caídas, peso, embarazo, nacimiento, posiciones) o estrés químico (tipo de comida, medicamentos, líquidos ingeridos), las vértebras de la columna puede inestabilizarse, comprimen los nervios y como consecuencia cualquier síntoma o condiciones desde dolor de cabeza, tiroides, espalda, estreñimiento, problemas menstruales, etc. pueden ocurrir. Peor aún, no causen síntomas para advertir.

Debe existir un balance entre los músculos abdominales (barriga) y los de la espalda baja. Si el peso es mayor al frente, la espalda recibe todo ese impacto o estrés físico, crea compensación y puede hasta herniar discos. Cierto es que la presión que ejerce esa grasa abdominal en órganos vitales como estómago, riñón, hígado, intestinos, etc. se ha relacionado a ciertos cánceres, según estudios. Como dato, el 80% de la población tiene discos herniados, muchos de ellos sin síntomas. En mi oficina el 87% de los pacientes llegaron con 15 libras o más de sobrepeso y el 100% de ellos tenían problemas de espalda baja.

A través de la Quiropráctica, un gran estilo de vida, nos dirigimos a liberar la presión e interrupción neurológica que esto provoca. Ayudamos y orientamos al paciente a llevar este estilo de vida mucho más saludable y óptimo. No se confunda, la calidad de la conducción del mensaje neurológico desde el cerebro a sus órganos se puede mejorar a través de los ajustes quiroprácticos. Es como desdoblar una manguera por la cual corre agua y ha estado comprimida en ocasiones hasta por años. Obviamente la nutrición es vital en este cuadro.

¿Qué abuelo quisiera enterrar a su nieto? Ninguno. Aliméntate bien. Visita al quiropráctico para mejorar la función de tus órganos estabilizando la columna vertebral.

Dra Glorimar Serrano, Quiropráctico y Creadora del Sistema de Bienestar QuiroFit.